Blog

InicioBlog
Fullportfolio

La importancia de la conexión con la sexualidad

La sexualidad abarca toda nuestra vida desde el nacimiento hasta la muerte; tiene relación con nuestras emociones, actitudes, pensamientos y sentimientos. La sexualidad es la percepción que tenemos hombres y mujeres de nosotros mismos, las diferencias físicas que se presentan a lo largo de nuestra vida, el impulso o deseo sexual y la atracción física.

Aprendimos a vivir nuestra sexualidad a la vez que aprendimos a vivir nuestro cuerpo.  Dentro de nuestra cultura occidental derrumbar las máscaras ha sido un proceso histórico de siglos, necesitamos reconsiderar de nuevo gran parte de nuestra educación y de la carga de represión que con ella convivimos. Nos han educado en una normalización y estructura de la sexualidad, como un tabú algo oculto y misterioso, donde se reprimen los deseos y sensaciones. Hablar de sexualidad es hablar de relacionarse. Sobre todo de relacionarme conmigo mismo, es hablar de deseo y placer, de presencia, de conciencia, de energía, de amor, en un contexto genérico hablar de sexualidad es hablar de la Vida.

Nos han educado a través de la represión sexual, en la negación del placer como parte innegable de la existencia y nos hemos acostumbrado a llevar una vida de llena limitantes, de tensiones y corazas entre el mundo que nos rodea. Hay que buscar espacios para tener una comprensión más cercana sobre lo que somos,  y así tener una perspectiva diferente sobre el sexo y la sexualidad, entendiendo la sexualidad como una manera de estar en el mundo en la que tiene cabida el sexo, la maternidad (embarazo, parto y lactancia), el ciclo menstrual e incluso, la creatividad.

La sexualidad es la conexión directa con nuestro propio ser, sobre la comprensión tanto de nosotros mismos como de un otro  y al abrir nuestros sentidos y ampliar nuestra visión de las cosas, nos permite liberar corazas, miedos y resistencias que tanto en las mentes como en el cuerpo, no nos dejan ser quienes somos.

Es importante visibilizar la información correcta de nuestra sexualidad para conocernos mejor y entender algunas cosas que ocurren con nuestro desarrollo físico y emocional, también para contar con información que nos permita tomar decisiones responsables y disfrutar de nuestra sexualidad. Ofrecernos la posibilidad de conocer, aceptar y valorar nuestro cuerpo es experimentar con nuevas sensaciones, permitiendo ejercer con total plenitud de nuestra sexualidad.